Coaching

El Coaching es un método o disciplina que ayuda a pensar diferente, nos enseña a mirar el mundo de otra manera. Yo lo veo como un proceso de entrenamiento personalizado y muy personal que une el punto donde estás ahora con el que desearías estar en el futuro.

A diferencia de muchas otras metodologías de apoyo a ejecutivos, líderes y emprendedores, lo que es verdaderamente impactante de este proceso es que se orienta hacia el futuro, hacia lo que vas a provocar que suceda, enfatiza en los futuros que puedes llegar a crear con la actitud adecuada. Al pasado, no lo vemos mas que para configurar algunas experiencias positivas, pero con la mirada puesta siempre en el conjunto de posibilidades que configura el presente.

Por ello, es muy usual que el Coaching te apoye para que te enfrentes con valor y determinación a tus miedos, sentimientos de dolor, depresión, soledad, pesadez, resentimientos, frustraciones y aprendas a tener confianza en ti mismo y en los demás. Te ayudara a verte a ti y al mundo el mundo como un conjunto de posibilidades, Te ayudará a disfrutar de la alegría, vitalidad, curiosidad, determinación, motivación y sobretodo pasión por vivir.

De esta manera las personas logran desempeños inesperados y son capaces de superar los desafíos con que la vida los enfrenta.

El Coaching señalará algunas situaciones y aspectos que no puedes ver y te dará ideas para mejorar tu desarrollo, al mismo tiempo que te inspira (y hasta a veces te reta) para evolucionar y ser lo mejor posible. De esta manera identifica cuales son los obstáculos que la frenan en el camino hacia tus objetivos.

Por que elegí este camino?

Desde hacen más de 15 años que vivo “obsesionado” con la capacidad creadora del intelecto, la voluntad humana y el misterio del futuro. Descubrí que un escenario donde confluyen estos tres elementos, son las empresas. Por eso me forme y especialicé en Administración de Empresas, porque creía que las empresas hacían el futuro de las personas, de las ciudades, de los países y del mundo.

Hoy estoy seguro que eso no es así: quienes hacen el futuro son los empresarios, las personas que manejan y visualizan escenarios que a veces no existen, pero con trabajo, voluntad, creatividad, liderazgo y actitud mental positiva los construyen.

Por ello entreno a líderes y emprendedores en nuevas y creativas maneras de hacer negocios, influyendo en ellos para que actúen mas allá de sus limites de creencias o comodidades, para demostrarles luego que se puede ser muy feliz de esa manera.