Mi responsabilidad: Ser un ejemplo

Compartir
Publicado el 21/04/2010 | Categoría: Compartiendo Energía | Tags: | Por:
Juan Carlos Vacaflor

Juan Carlos Vacaflor

Hace tiempo atrás que estoy convencido que los seres humanos podemos alcanzar el éxito, ser tan felices como querramos, lograr superaciones impresionantes y con todo esto lograr la autorealización.

Corresponde entonces reflexionar a cerca del impacto en mi alrededor si mi imagen diaria seria de una vida de escasez, amargura o de permanente actitud de queja. (A esas personas yo las llamo con cariño “quejudos”, a no confundir por favor… una persona que vive desde la queja y no realiza acción sobre el problema… ese es con cariño… un “quejudo”).

Yo soy un Coach, he decidido dedicar con amor mi vida a buscar mis mis metas y ayudar a otros a hacerlo… al reflexionar sobre eso me doy cuenta que es el perfecto rol de un modelo de vida, y me pregunto:

¿Quién querría invertir hoy su dinero para parecerse a mí?

De seguro la gente que me rodea podría pensar que si el coaching no ha contribuido a hacer mejor mi vida, menos va a poder aportar en las de ellos.

A diferencia de otras profesiones, los coaches (entrenadores) damos ejemplo y testimonio de a cerca del impacto del del coaching. Con solo hablar, actuar o tomar una decisión estamos afectando no solo nuestra propia imagen, sino también la imagen de una profesión que esta siendo cada vez más popular.

El verdadero desafío

Como todo humano, hay días en los que nos “con estrella” muy motivados y llenos de energía y otros en los que estamos “estrellados”. En aquellos “de estrella” hacer las cosas de acuerdo a los que predicamos es muy fácil, sin embargo en los otros corremos el riesgo de dispararnos en el pie. Cuando estos sucede siento a mi voz interior que me dice que “soy un fiasco” o que estoy con serios problemas para vivir consistentemente con lo que vengo diciendo. Mi consuelo llegó cuando leí en revistas internacionales de coaching, que esto no solo me pasa a mí, sino a todos quienes hemos abrazado la misión de cambiar vidas…

En conclusión

Después de varios años de aplicar el Coaching con empresarios y emprendedores, me doy cuenta que mi labor va mucho mas allá de escucharles atentamente, construir soluciones y responsabilizarles de sus actos. Hoy me doy cuenta de que va más allá.

Siento que tengo la responsabilidad de ser un modelo a seguir, de inspirar a otros con mi comportamiento. No solo por mi propia tranquilidad, sino porque de no hacerlo estaría haciendo lo mismo que hizo ese señor completamente calvo que vino a venderme la mejor crema para regenerar y detener la caída del pelo.

Al trabajar como Coach, me comprometo a una vida de crecimiento continuo y a encontrar la fuerza necesaria todos los días para aplicar lo que predico, y saben esa ruta, ese viaje es uno de los placeres más grandes que Dios me permite en esta vida.

1 comentario para “Mi responsabilidad: Ser un ejemplo”

  1. Juancaaaaaaaaaaa

    Sabés que sos un ejemplo para mi. Bueno, con esto una parte chiquitita de tu misión está más que cumplida.

    Vine acá para buscar tu libro. Quiero leerlo!!

    Saludos y feliciotaciones, hermano

Deja un comentario